El 2020 será un año que irremediablemente, para bien y para mal, será inolvidable para todos. Un año particularmente único, que nos orilló al aislamiento pero también invitó a la introspección abriendo, de una forma algo obscura, la puerta al cambio, o como disfrutamos decir en Black Canvas a la transmutación. Fue de esta forma que se gestó lo que sin duda fue para nosotros como equipo, una edición inolvidable y que esperamos sea también de forma positivo para nuestro público cinéfilo no solo ahora de la Ciudad de México, sino de todo el pais.

Las agravantes de este año tan especial nos llevaron a trabajar en una serie de diversos escenarios posibles permitiendo y confluyendo al final en la edición que contentos y repletos de orgullo podemos ofrecer del próximo 1ero al 10 de Octubre. Una edición híbrida donde cerca de 130 películas podrán verse desde Tijuana hasta Cancún gracias a nuestra nueva sede digital FilminLatino que se suma a nuestras ya clásicas sedes físicas.

Los cambios, no se detienen. No conformes con nuestras secciones competitivas de cortometraje nacional e internacional más la presencia de la refrescante Nuevo Horizonte, en nuestro irrefrenable deseo de búsqueda cinéfila hemos decidido continuar ampliando el espectro de la oferta fílmica del país con una contundente nueva propuesta, la Competencia Más allá del Canvas, una representación clara de nuestro espíritu y el de nuestras búsquedas: una colección de desafiantes, refrescantes, radicales, limítrofes, periféricas propuestas de más de 25 cineastas que investigan el lenguaje desde diversas perspectivas, géneros, formatos y duraciones.

Las actividades de nuestra Extension del Canvas, que ampliarán su rango por medio del alcance virtual que requiere nuestra situación actual, el foco al cineasta chino más importante del nuevo siglo, Jia Zhangke y la retrospectiva completa a una de las voces más sólidas del panorama latinoamericano como es José Luis Torres Leiva, complementan toda esta oferta fílmica que tiene como único fin volvernos a reencontrar, ya sea desde casa o en espacios físicos con seguridad y responsabilidad sanitaria, para volver a experimentar en comunidad la magnificencia de la infinita experiencia cinematográfica que se conjuga en nuestra programación.